Quantcast
  • 6:31 a.m., 17/9/2014

Obama, Calderón y Harper crean diálogo con Centroamérica


LUIS ALONSO LUGO/AP | 4/2/2012, 3:23 p.m.
Obama, Calderón y Harper crean diálogo con Centroamérica
Los presidentes de Estados Unidos Barack Obama, de Canada Stephen Harper, derecha, y de México Felipe Calderon participan en una conferencia de prensa conjunta en el Jardín de las Rosas en la Casa Blanca, en Washington, Estados Unidos, el lunes 2 de abril del 2012. | ASSOCIATED PRESS

Washington — Los mandatarios de Estados Unidos, México y Canadá anunciaron el lunes un nuevo mecanismo de diálogo con los gobiernos centroamericanos para apoyarlos en la lucha contra el crimen organizado.

El presidente mexicano Felipe Calderón dijo en conferencia de prensa junto a su colega estadounidense Barack Obama y el primer ministro canadiense Stephen Harper que iniciarán un nuevo diálogo con los siete estados que integran el Sistema de Integración Centroamericana (SICA) como parte de los esfuerzos trilaterales para "fortalecer el enfoque regional de seguridad".

Los tres líderes participantes en la cumbre de América de Norte dedicaron gran parte de su atención al auge que ha experimentado el crimen organizado a raíz de los esfuerzos antinarcóticos que Estados Unidos ha financiado en Colombia y México.

Obama explicó que si los narcotraficantes en América Central "comienzan a ocupar espacios mayores y a controlar sectores mayores de la economía, si están debilitando las instituciones en esos países, eso afectará nuestra capacidad de hacer negocios en esos países, pudiera haber un contagio con nuestros ciudadanos que residen allá, turistas que visitan. Pudiera provocar un deterioro general en la naturaleza de nuestra relación con esas naciones".

El mandatario estadounidense dijo que su gobierno debe preocuparse por la seguridad regional porque somos "el destino final para una buena parte de este mercado y señaló además que el impacto de las drogas alcanza ya a las comunidades más aisladas de Estados Unidos y Canadá.

Harper coincidió con Obama al calificar como "serio" el problema de seguridad regional y sostuvo que "tiene un impacto real en la salud y seguridad de comunidades en nuestros países también".

La propuesta presupuestaria que el presidente Barack Obama presentó en febrero al Congreso para el año fiscal 2013 mantiene en 60 millones de dólares los fondos para la Iniciativa de Seguridad de América Central, cuyos gobiernos celebraron en junio una cumbre en Guatemala para definir una estrategia regional y coordinar con países donantes.

El presidente guatemalteco Otto Pérez ha anunciado que planteará la semana próxima durante la Cumbre de las Américas la posibilidad de que los gobiernos centroamericanos legalicen el tráfico y consumo de droga. Washington ha mostrado su disposición a escuchar la propuesta pero ha reiterado su negativa rotunda.

Aparte, los tres mandatarios anunciaron esfuerzos por simplificar trámites en sus respectivos países para agilizar el comercio trilateral, que por primera vez alcanzó el billón de dólares, y tanto Calderón como Harper aprovecharon para reiterar a Obama su interés en sumarse a las negociaciones del acuerdo conocido como Pacto Trans-Pacífico (TTP por sus siglas en inglés).

El TPP integra actualmente a Brunei, Chile, Nueva Zelanda y Singapur, pero Australia, Estados Unidos, Malasia, Perú y Vietnam negocian su ingreso y esperan completarlo a fines de año.

Algunos miembros del Foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico (APEC por sus siglas en inglés), ven la negociación trans-pacífica como el primer paso para lograr antes del 2020 un área de libre comercio que incluya a Asia y a los países de la cuenca de Pacífico, el cual reuniría la mitad del comercio mundial.

La sesión en la Casa Blanca reemplazó la prevista para noviembre pasado en Hawai, en el marco de la cumbre Asia-Pacífico, a la que faltó el presidente Calderón.