Al Dia TX
2:08 p.m., 4/24/2014 | 81°

Atrae D-FW más compradores mexicanos

ANNA MACÍAS/AL DÍA | 4/3/2012, 9:02 p.m.
Atrae D-FW más compradores mexicanos
Araceli Elizalde, de Toluca, Estado de Mexico, examina unos zapatos en la tienda Ross durante un viaje de compras a Dallas. | BEN TORRES/ESPECIAL PARA AL DÍA

La familia Elizalde Álvarez, de Toluca, Estado de México, usualmente vacaciona en las playas de Mazatlán durante la Semana Santa.

Este año, decidieron venir de compras al Norte de Texas.

“Nuestros amigos nos contaron que Dallas es un excelente lugar para compras”, dijo Araceli Elizalde, ama de casa de 37 años. “A diferencia de Toluca, aquí hay variedad en las tallas y bastante ropa de marca”.

El martes, Álvarez probaba zapatos en la tienda Ross del noroeste de Dallas con su hermana y su hija. Las mujeres llenaron tres carritos de vestidos, zapatos, bolsas y perfumes. También compraron una maleta.

Los comerciantes del Norte de Texas han visto un incremento de compradores de México, personas como la familia Elizalde Álvarez.

Carolyn Petty, presidenta de Tax Free Shopping, un comercio que se especializa en reembolsar impuestos de venta a compradores extranjeros que están de paso por Estados Unidos, dijo que el flujo de consumidores mexicanos es un fenómeno de temporada que se repite tres o cuatro veces al año.

Anteriormente, los turistas mexicanos simplemente cruzaban la frontera y compraban en ciudades cercanas como McAllen, El Paso, o incluso San Antonio. Hoy, debido al aumento de crimen en la frontera, muchos mexicanos aprovechan ofertas de aerolíneas que incluyen hotel, comidas, paseos y visitas a los centros comerciales, dijo Petty.

Muchos llegan a Dallas porque hay más vuelos directos a sus ciudades de origen, dijo Petty, quien lleva varios años viajando a México para promover el turismo y las compras libres de impuestos en el Norte de Texas.

Petty también fomenta tratos entre agencias de viajes mexicanas y comerciantes texanos y promueve las compras sin impuestos gracias a una ley que permite a los turistas extranjeros recuperar los impuestos locales pagados sobre mercancía adquirida en miles de tiendas.

La empresa Tax Free Shopping, por ejemplo, reembolsa a turistas los impuestos que pagaron en unos 4,500 comercios participantes.

Para recibir el reembolso en efectivo, deben de presentar su pasaporte y su formulario I-94 de ingreso al país con sus compras y recibos a la oficina de Tax Free Shopping en North Park Center en 8687 N. Central Expressway el noroeste de Dallas o al kiosco de Tax Free Shopping en el Terminal D del aeropuerto internacional D/FW

Petty dijo que todos se benefician. El consumidor obtiene un reembolso que a veces gasta de inmediato en más compras. El comerciante obtiene mayores ventas. Y el estado recauda impuestos que los turistas pagan por comida, hotel o paseos.

Las oficinas de Tax Free Shopping en Dallas abrieron hace 11 años. En ese tiempo han podido acumular datos que les permite estudiar los hábitos de compras de los extranjeros. Sin duda, dijo Petty, los mexicanos son el mayor grupo de consumidores extranjeros en Texas.

Petty afirma que al año, unas 20,000 familias mexicanas gastan en promedio $2,000 y piden reembolsos a Tax Free Shopping.

“Los mexicanos tienden a comprar ropa, zapatos, aparatos electrónicos de la marca Apple”, dijo Petty. “También les encanta comprar bolsas y las compran en varios lugares desde outlets hasta la boutique más sofisticada”.

North Park Center y Grapevine Mills Mall esta semana regalaron cupones a sus visitantes extranjeros.

El Hotel Wyndham, ubicado en el Galleria Mall, ofreció tarjetas valoradas en $500 a huéspedes que compraron su paquete de $1,000 por noche.

Petty dijo que los mexicanos son devotos de tiendas como Target, Ross y Dillards. Según los reembolsos, la tienda favorita de los mexicanos es Victoria’s Secret.

“No creo que les importa tanto el precio de la ropa como el hecho de lucir la marca”, dijo Petty. “Las mujeres tienen un gusto fino y les atraen las bolsas de Louis Vuitton que pueden costar entre $5,000 a $6,000”.

Álvarez dijo que su familia ahorró durante seis meses para viajar a Dallas. Estima que gastarán alrededor de $4,000 en hotel, comidas y paseos, y otros $4,000 en compras.