Quantcast
  • 7:29 a.m., 24/11/2014

RANGERS 2012: Temporada de esperanza


Regresa el beisbol de Grandes Ligas y los Rangers aspiran a llegar a otra Serie Mundial

JEFF MOSIER/DMN y TERESA WOODARD/WFAA-TV | 4/7/2012, 6:49 a.m.
RANGERS 2012: Temporada de esperanza
El lanzador japonés Yu Darvish observa el juego entre los Rangers y los White Sox de Chicago, desde el dugout. Esta es la primera temporada de Darvish con el equipo texano. | LOUIS DELUCA/DMN

Tras una sequía de cinco meses, el beisbol de Grandes Ligas regresó al Norte de Texas, y los fanáticos lo recibieron con gorras y camisetas del equipo, parrillas portátiles en los estacionamientos, y la esperanza de una tercera Serie Mundial al hilo.

Los Rangers respondieron a las expectativas del juego inicial, derrotando a los White Sox 3-2.

Entre las novedades, los fans se toparon con una renovación del estadio valuada en $13.5 millones y una estatua de bronce de Shannon Stone, el fanático que murió al caer de los asientos del estadio el verano pasado, y su pequeño hijo.

También encontraron con nuevos puestos de comida y un hot dog de 24 pulgadas (que pesa 2.5 libras con el pan y condimentos) llamado el Boomstick.

“Es consistente con los estándares del parque de pelota”, dijo Weston McElroy, que pagó $26 por el alimento.

Cody Lee y Brady Allen organizaron a un grupo de 50 conocidos. Llegaron antes de que abriera el estacionamiento, así que se apostaron sobre el césped.

Afirmaron que desde diciembre decidieron acudir al primer juego de la temporada. Los dos amigos han asistido regularmente a los juegos de los Rangers desde el 2003.

“Este es nuestra Navidad”, dijo Allen, que es dueño de un expendio de aparatos de aire acondicionado en Garland.

Allen y Lee compartieron carne asada con sus invitados, y también se pusieron a cocinar hot dogs en una parrilla que trajeron en su vehículo.

Pero no todo fue una fiesta. Algunos fanáticos se quejaron de la falta de estacionamiento.

“Estacionarse fue horrible”, dijo Devyn Hayley, de Weatherford. “Dimos vueltas por hora y media buscando dónde estacionarnos. Tenemos un pase de temporada, pero resulta que el estacionamiento ya estaba lleno”.

John Blake, portavoz de los Rangers, dijo que el viernes feriado (Viernes Santo) atrajo mucha gente al parque de diversiones Six Flags cercano al estadio, y eso contribuyó a la falta de estacionamiento.

“Se llenó todo rápidamente”, dijo.

Añadió que las personas que acudieron a hacer carne asada también ocuparon espacios.

“Tuvimos muchos tailgaters, lo cual es algo nuevo para los Rangers… pero es una buena señal que la gente quiera venir y disfrutar el ambiente, aún si no tiene boleto de entrada”.