Al Dia TX
5:02 a.m., 4/19/2014 | 51°

El legado de Jenni Rivera en el Norte de Texas

| 12/10/2012, 8:03 p.m.
El legado de Jenni Rivera en el Norte de Texas
Jenni Rivera durante un concierto en Grand Prairie, en febrero del 2011. | MARÍA OLIVAS/ESPECIAL PARA AL DÍA

El legado de Jenni Rivera

Juan Jaramillo y Ana Azpurua, de Al Día, discuten el legado de Jenni Rivera en el Norte de Texas.

Juan Jaramillo y Ana Azpurua, de Al Día, discuten el legado de Jenni Rivera en el Norte de Texas.

Jenni Rivera se fue inesperadamente. Como lo hizo muchas veces en su vida, sorprendió a todos, pero con su muerte prematura. "La Diva de la Banda" dejó una huella en el Norte de Texas, donde seguidores expresaban sus condolencias en las redes sociales y estaciones de radio le dedicaron homenajes a quien fue una de las máximas exponentes de la música regional mexicana.

Rivera, quien visitó en múltiples ocasiones Dallas y sus alrededores, tuvo su última presentación el 30 de septiembre en la discoteca Far West, como parte de la gira de su disco Joyas prestadas.

La cantante será recordada tanto por su voz, como por la montaña rusa que fue su vida, en la que hubo abuso doméstico, infidelidades, traiciones, trifulcas con fanáticos en conciertos, videos íntimos que se hicieron públicos, entre otros vaivenes.

"Soy como una gata, tengo más vidas que un gato", expresó Rivera durante una entrevista telefónica con Al Día realizada en marzo. "Y la verdad pues sí, son muchas vidas, me caigo, me levanto, me tropiezo, cometo errores y aprendo de ellos, y cometo otros después y vuelvo a aprender".

Estaciones locales de radio realizaron programas especiales para recordar la vida de Rivera, una diva controversial, que logró conquistar el corazón de muchos con su cercanía, discurso sin censura y transparencia hacia sus propias experiencias y vivencias. Su legado, afirmaron personalidades locales de radio, está en la fortaleza que transmitió a sus seguidores, especialmente a las mujeres, y el talento que desplegó en su trayectoria artística.

"Todavía te lo juro que en shock, (...) me desperté y no lo creía", expresó Raúl Molinar "El primo", personalidad de la emisora La Qué Buena. "La gente está de luto".

Agregó que las seguidoras de Rivera, de 43 años, están en una categoría aparte: "Las fanáticas de Jenni no son como los que tienen Los Tigres o La banda El Recodo, eran fanáticas de hueso colorado, que sentían las canciones de Jenni".

Avisoran una leyenda

"El primo" avizora que las fanaticada convertirá a Rivera en "una leyenda", aún más grande que la de artistas como Selena porque "La Diva" falleció en "su mejor momento".

"Mucho más que Selena, sin ofender a sus fanáticos ni tratar de comparar, Selena no estaba ni en un 20% de lo que era Jenni Rivera", señaló, al detallar que Rivera llenaba todos los auditorios que visitaba, como lo hizo en su último concierto en Monterrey, horas antes de que abordará la avioneta que se desplomó en México.

Lorena Flores, gerente de contenido de Univision Radio y ex reportera de entretenimiento de Al Día, recordó que durante una entrevista en persona le impresionó lo abierta que era Rivera, dispuesta a compartir incluso las experiencias más difíciles de su vida, como el abuso sexual que sufrió su hija a manos de su primer esposo.

"Las cosas malas que le pasaban en la vida no las escondía", rememoró.

"Yo creo que la gente se identificaba mucho con ella, más las mujeres", señaló Flores. "Se identificaban porque era una mujer luchona, que seguía adelante".