Quantcast
  • 6:53 p.m., 23/11/2014

Barren otra vez demócratas en Dallas


AL DÍA | 11/6/2012, 10:45 p.m.
Barren otra vez demócratas en Dallas
La sheriff Lupe Valdez celebra su reelección la noche del martes en Dallas. | MICHAEL AINSWORTH/DMN

photo

La sheriff Lupe Valdez celebra su reelección la noche del martes en Dallas.

Los demócratas volvieron a arrasar en las elecciones del condado de Dallas.

Miembros de este partido se llevaron los dos escaños en juego de la Corte de Comisionados, así como los puestos de recaudador de rentas, sheriff, y las cortes de distrito 14, 95 y 162, y los juzgados del condado número 2, 3 y 4.

Theresa Daniel ganó la elección al nuevo Precinto 1 y John Wiley Price, a pesar de sus problemas legales, logró su séptima reelección al Precinto 3 del sur de Dallas que ha representado durante 28 años.

Ambos compartirán la dirección del organismo rector del gobierno del condado junto con la titular del Precinto 4 Elba García y el juez del condado Clay Jenkins. Mike Cantrell, comisionado del Precinto 2, es el único republicano en ese panel.

Daniel, de 59 años y ex directora ejecutiva del Partido Demócrata del condado de Dallas, derrotó por margen de 30,000 votos a Larry Miller, ex fiscal de distrito del cercano condado de Hunt. Daniel sobrevivió críticas de que no traería una voz independiente a la Corte de Comisionados, luego de que manifestó ver a Price como "un maestro".

Price está bajo investigación del FBI por sobornos, fraude y lavado de dinero con relación a presunto tratos por "debajo de la mesa" con empresarios que buscan desarrollar un complejo industrial en el sur de Dallas conocido como el Puerto Terrestre.

Agentes federales catearon su casa y sus oficinas hace un año, decomisándole miles de dólares en efectivo, autos y caja tras caja de documentos.

Los acontecimientos parecieron no hacer mella en los votantes, que le dieron una ventaja superior a los 80,000 votos sobre su rival del martes, el republicano Charles Lingerfelt, a quien miembros de su propio partido criticaron como inexperto y falto de temperamento y quien nunca abundó sobre sus propuestas de gobierno más allá de generalidades.

Los votantes del condado otorgaron otro mandato de cuatro años a la sheriff Lupe Valdez, cuyas tareas principales incluyen supervisar la cárcel del condado y sus 7,000 presos, y administrar una fuerza policiaca de alrededor de 2,000 agentes y custodios.

Valdez hace tres años superó su principal lastre: que la cárcel a su cargo no lograba aprobar inspección estatal. El martes superó ampliamente a su rival republicano Kirk Launius, un ex agente de la policía de Dallas.

Also of interest