Quantcast
  • 11:07 a.m., 24/10/2014

Inicia lucha por el presupuesto texano


CHRISTY HOPPE/DMN | 11/16/2012, 4:48 p.m.
Inicia lucha por el presupuesto texano
David Dewhurst | PAT SULLIVAN/AP

photo

David Dewhurst

El presupuesto del estado ya es motivo de polémica.

El vicegobernador David Dewhurst causó revuelo esta semana al prometer gastar menos de lo que la ley permite en el presupuesto del próximo bienio.

Dewhurst, quien preside el Senado, se comprometió durante una junta de los supervisores presupuestales del estado a aplicar el principio conservador de limitar el crecimiento del presupuesto a menos de la inflación más el crecimiento de la población, ó alrededor de 9.85% sobre los próximos dos años.

El anuncio causó que la usualmente formal asamblea de legisladores rompiera en gritos de protesta.

El líder de la Cámara de Representantes Joe Straus, republicano por San Antonio, agregó que la Junta Presupuestaria Legislativa, compuesta por cinco delegados de la Cámara y el Senado, no debería hablar por los legisladores que ni siquiera han visto el presupuesto.

Y el representante Sylvester Turner, un abierto defensor de los texanos pobres, hizo ver que tales promesas no toman en cuenta los $5,400 millones que les fueron retirados a las escuelas públicas el año pasado.

Grupos defensores de la educación exigen la reposición del dinero y señalan que inclusive hace falta más, ya que cada año 80,000 nuevos alumnos entran a las escuelas.

"Como legisladores es importante ser responsables y ver cuáles son las necesidades de Texas. No nos apresuremos a redactar un presupuesto hoy o nos comprometamos a algo que podría no ser del mejor interés de Texas", dijo Turner, demócrata por Houston.

Históricamente Texas ha sido un estado de bajos impuestos y gasto limitado, y ocupa el lugar 49 de las 50 entidades federativas en gasto per cápita.

Dewhurst dijo que su propuesta fue porque no cree que los legisladores hayan informado bien a los texanos lo magro que es el gasto del estado y que el crecimiento del presupuesto generalmente es menor al crecimiento de la población y la inflación en el periodo.

Eventualmente la junta presupuestaria acordó por unanimidad establecer un tope de 10.71% al crecimiento del presupuesto, en base a una fórmula que dicta el crecimiento del ingreso estatal proyectado.

Ello impone un límite de gasto por orden constitucional de $77,900 millones en ciertos fondos del estado.

Lo que propone Dewhurst dejaría el presupuesto en $900 millones por debajo del tope oficial.

Also of interest