Quantcast
  • 3:00 p.m., 21/8/2014

Orientan sobre ayuda financiera para la universidad


Por LOURDES VÁZQUEZ/Especial para Al Día | 2/18/2013, 9:51 a.m.
Orientan sobre ayuda financiera para la universidad
Padres y alumnos visitan las mesas de consejeros universitarios durante la feria de ayuda financiera para la educación "Super Sábado" en Oak Cliff. | LOURDES VAZQUEZ/ESPECIAL PARA AL DIA

photo

Padres y alumnos visitan las mesas de consejeros universitarios durante la feria de ayuda financiera para la educación "Super Sábado" en Oak Cliff.

Con el plazo para solicitar su admisión a la Universidad Metodista del Sur muy cercano, Zaina Ocón y su madre, Aide Charles, esperan llenar su Solicitud Gratuita de Ayuda Federal para Estudiantes (FAFSA) sin más contratiempos.

"Nos enteramos de que habíamos llenado mal la FAFSA" la primera ocasión, dijo Charles. "Es un proceso abrumador".

Por eso es que madre e hija acudieron al segundo Super Sábado anual tuvo lugar este fin de semana en la preparatoria Moisés Molina de Dallas.

En el evento se ofreció asistencia para llenar la FAFSA y la Solicitud de Ayuda Financiera Estatal de Texas (TAFSA).

Seis laboratorios de computación de la escuela fueron apartados exclusivamente para la FAFSA y la TAFSA. El plazo para las solicitudes que se evaluarán con prioridad es el 1 de marzo; otras solicitudes de ayuda financiera se pueden hacer en línea hasta finales de junio.

Un evento similar al de la Molina se llevó a cabo el mismo día en la preparatoria Lake Highlands.

La asesoría individual "era todo lo que estoy esperando (para llenar la FAFSA)", dijo Sabrina DeLeón. "Estoy tratando de dar el ejemplo a mis hermanas".

En la Molina, el Fondo Hispano de Becas realizó una sesión informativa paralela, con expertos que impartieron talleres para la solicitud de becas -- las cuales se basan en méritos, no en necesidad como la ayuda financiera -, y redactar los ensayos requeridos.

Ocón se conmueve hasta las lágrimas al hablar de lo que para ella significa la universidad.

"Quiero que mis padres se sientan orgulosos de mí", enfatizó.

La joven de 18 años nació cuando sus padres eran aún adolescentes, y su madre, Charles, ahora de 36 años, le dice: "Tú no fuiste un error. Fuiste un hermoso error".

Como la mayor, Ocón quiere ser un referente para sus hermanos.

"Quiero que mi trabajo me guste y quiero poder ayudar a la gente", dijo Ocon, quien desea titularse en ciencias ambientales.

Charles mira con orgullo a su hija y le dice que está segura que las cosas le saldrán bien.

"Estudiar la universidad es muy importante, aún si no es una gran universidad", dijo Charles.

Más de 700 padres y estudiantes asistieron al evento de cinco horas en Oak Cliff.

Joel Cano, representante de la organización Education is Freedom, aconsejó a los padres y alumnos que aún no han solicitado ayuda financiera para la universidad hablar con su consejero de preparatoria lo más pronto posible.

Y Cari Abaunza, portavoz del DISD, dijo que las escuelas públicas de Dallas también ofrecerán talleres de orientación en el futuro inmediato.

"Queremos que los padres y los estudiantes sepan que esperar en la universidad", dijo Abaunza.

Ocón recomendó a otros estudiantes cuando menos informarse de qué se necesita para entrar a una universidad o colegio comunitario, cuánto les va a costar y cómo obtener ayuda financiera.

La ayuda federal requiere que el estudiante esté en el país legalmente, pero estados como Texas han aprobado leyes que permiten a los estudiantes indocumentados ir a la universidad y pagar colegiaturas como si fueran residentes.

"No les cuesta preguntar", dijo.

Also of interest